<

Marujito al horno

Marujito al horno

Marujito al horno
4
25 minutos

INGREDIENTES

  • 1,5 kg de marujito
  • 6 cucharadas de aceite
  • 1 vaso de vino blanco
  • 2 cebollas
  • 2 dientes de ajo
  • Perejil
  • Limón
  • Pimienta
  • Pan rallado
  • Sal
  • 1 cucharadita de salsa de soja

PREPARACIÓN

  1. Se escogen unidades de pescado de igual tamaño. Se les quitan las escamas y se hacen incisiones en el lomo, introduciendo una rodajita fina de limón.
  2. En una fuente de horno se extiende un poco de cebolla y ajo picado. Se rocía con tres cucharadas de aceite y media de salsa de soja revolviendo todo para que se mezclen bien.
  3. Se coloca encima el pescado, uno al lado del otro, y se sazonan con sal y pimienta.
  4. Se echa sobre ellos otro poco de cebolla y ajo y se espolvorean de pan rallado, rociando con tres cucharadas de aceite, media de salsa de soja y el vino blanco.
  5. Se meten en el horno aproximadamente durante media hora.
  6. En el momento de servirlo añadimos unas ramitas de perejil y unas rodajitas de limón. Se sirve en la misma fuente. ¡A la mesa!
Marujito al horno
4
25 minutos

INGREDIENTES

  • 1,5 kg de marujito
  • 6 cucharadas de aceite
  • 1 vaso de vino blanco
  • 2 cebollas
  • 2 dientes de ajo
  • Perejil
  • Limón
  • Pimienta
  • Pan rallado
  • Sal
  • 1 cucharadita de salsa de soja

PREPARACIÓN

  1. Se escogen unidades de pescado de igual tamaño. Se les quitan las escamas y se hacen incisiones en el lomo, introduciendo una rodajita fina de limón.
  2. En una fuente de horno se extiende un poco de cebolla y ajo picado. Se rocía con tres cucharadas de aceite y media de salsa de soja revolviendo todo para que se mezclen bien.
  3. Se coloca encima el pescado, uno al lado del otro, y se sazonan con sal y pimienta.
  4. Se echa sobre ellos otro poco de cebolla y ajo y se espolvorean de pan rallado, rociando con tres cucharadas de aceite, media de salsa de soja y el vino blanco.
  5. Se meten en el horno aproximadamente durante media hora.
  6. En el momento de servirlo añadimos unas ramitas de perejil y unas rodajitas de limón. Se sirve en la misma fuente. ¡A la mesa!